lunes, 19 de enero de 2009

Invasión Germánica

Domingo 18 de enero, Sala Razzmatazz II, Barcelona. Último concierto de la banda alemana Edguy en España.

Para ser un grupo que tiene tantos discos editados, yo los empecé a escuchar hace poco. Los conocía, pero no me llamaban la atención, de hecho el metal alemán nunca me ha interesado. Pero fue escuchar 'The Scarecrow' de Avantasia, proyecto paralelo del vocalista, Tobbias Sammet, e interesarme también por Edguy.

El precio de la entrada no era disparatado, como viene siendo habitual, y a nosotros nos la regalaron, así que doble incentivo. El aforo de la Sala II si no me equivoco es de 1200 personas y no estaba llena, calculo que seríamos unas mil. El público, muy heterogéneo en lo que a edades se refiere; si bien teníamos en mente que íbamos a ser de los mayores, al llegar allí nos dimos cuenta de que había muchísima gente bastante 'puretilla', y que los más jóvenes ocupaban como es normal las primeras filas. Había de todo.

Llegamos a mitad de la actuación del segundo telonero, André Matos, y no vimos nada del primer telonero: H.E.A.T. Normalmente no tenemos mucho interés en ver a los teloneros, ya que vamos a tiro hecho. Pero a mí personalmente André Matos me gustaron, así que investigaré, y me hizo especial gracia cuando, en la presentación del batería, el vocalista nos informó de que tan sólo tiene 17 años.

En cuanto a Edguy, yo tenía mis dudas. Creía que el cantante se iba a quedar corto, pero también iba convencida de que no podía ser peor que Sebastian Bach (ex-Skid Row) en directo, así que fui sin grandes expectativas. Pero Tobbias Sammet me sorprendió gratamente, no sólo cantando de manera muy digna, sino llenando muy bien el escenario, mostrándose hiperactivo durante todo el show y luciéndose vocalmente en más de una ocasión. Si yo creía que iba a ser una actuación mediocre con un par de momentos para lucirse, fue totalmente lo opuesto: una muy buena actuación y tan sólo un par de puntos en los que no llegó a las notas más agudas.

En general, todo sonó muy bien. Como digo: me sorprendieron gratamente. También estuvieron muy divertidos, no sólo porque a ellos se les nota que están disfrutando y mucho, sino por la manera en que interactuaron con el público, gastaron bromas y demás. Es un grupo que se mueve mucho en el escenario... o quizás se mueven lo normal, pero es que nosotros estamos acostumbrados a ir a ver a 'señores mayores', tipo Whitesnake... y estos chicos que tienen 30 y pocos tienen naturalmente más vitalidad. En definitiva, fue un buen concierto en lo musical y también en lo que a pasar un buen rato se refiere. La hora y tres cuartos aproximadamente que tocaron se me pasaron volando, pese al solo de batería (que yo eliminaría, por cierto).

7 comentarios:

AG dijo...

Me has recordado a un compañero de la uni que nos daba la "tabarra" con sus grupos heavys. Me aprendí de memoria, casi, nombres de grupos, vocalistas, guitarras... Por ejemplo un nombre que no se olvidará nunca será Yngwie Malmsteen (o como se escriba)

Saludos.

Sunne dijo...

yeah!!!! (con postura de cuernos)
nunca he ido a razmatazz en concierto pero me gustaría

Van Hessa dijo...

AG, ¿te los aprendiste de memoria pero no los escuchabas?

SUNNE, ¿en serio?, pues es raro... bueno no, depende, claro. Yo prefiero la sala II porque en la 1 me agobio.

AG dijo...

No sabes la "chapa" que solía echarme...y mira que le dabamos collejas al estilo Sole en 7 Vidas, pero no callaba el tío xD

Van Hessa dijo...

Supongo que el pobre se sentía solo en la minoría. Hay gente que lo lleva peor y gente que lo llevamos muy pero que muy bien.

Yota dijo...

Un pasote de concierto en Madrid, la verdad es que ya me he quitado, en parte, el regustillo amargo por perderme a Avantasia el año pasado.

PD: Me anoto tu blog, prometo visitarlo y en la próxima actualización lo pondré en mis enlaces.

Van Hessa dijo...

¡¡Yo también me quedé con las ganas de ver a Avantasia!! Y a Avenged Sevenfold, y a Maiden... pero a éstos últimos ya los había visto.

Saludos!!