lunes, 19 de abril de 2010

Dr. Who - 2a temporada: Que empiece el espectáculo

Aunque no tenía planeado que el maratón de Dr. Who fuese tan intenso, no hay nada como estar de baja para aferrarse a una serie y que vayan cayendo los capítulos uno tras otro y sin frenos. Bien pensado, tiene hasta su gracia que quien me esté haciendo compañía mientras estoy enferma, sea precisamente The Doctor.

En el momento de escribir esto, estoy con la 4a temporada (última para David Tennant)... pero me centraré en la segunda.


... un minuto de Tennant ...

El tan esperado cambio de Doctor había llegado y, aunque el capítulo de transición: The Christmas Invasion me pareció correcto sin más, todo lo que llegó después realmente ha cubierto mis expectativas. Sabía que Tennant no me iba a dejar indiferente, sólo faltaba ver hasta qué punto el ritmo de los episodios y las historias que nos explicasen estarían a la altura del skinny scottsman.

Tengo mis capítulos favoritos, como el primero de ellos: New Earth (al que pertenece el vídeo de arriba) o The Girl in the Fireplace, del que todo el mundo habla (sello Steven Moffat, ¿garantía de calidad?). En esta temporada también encontramos dos de los capítulos más estressantes, claustrofóbicos e intensos: The Impossible Planet y The Satan Pit.


De hecho, hay más episodios destacables, y en la segunda temporada se inicia la trama de los Cybermen, y vemos cuáles son los inicios de Torchwood y en qué se han convertido en el siglo XXI. Y como curiosidad: en el capítulo Army of Ghosts, aparece la actriz que luego será Martha Jones haciendo un pequeño papel como trabajadora de Torchwood (qué fallito...).

Y aunque me siguen fascinando los episodios que nos trasladan al pasado, los que nos muestran tanto el futuro de la Tierra como otros mundos cada vez me gustan más. Tienen algo que los primeros no ofrecen: nos muestran lo imposible, lo inconcebible y ponen nuestra imaginación a tropecientas revoluciones por minuto. Mención especial a los Daleks, por supuesto... que aunque su función no sea precisamente la de "enamorar", a mí me parecen absolutamente adorables.


Si algo no esperaba de la serie y me ha sorprendido, es la coherencia que tienen las historias entre sí. Al principio pensé que serían meras aventuras autoconclusivas. No esperaba que algo que podíamos ver y oir en el primer episodio de la primera temporada tuviese relación, no sólo con el primero de la segunda, sino también con los últimos de la tercera. Y por supuesto me refiero a The Face of Boe, a su mensaje críptico y al final, a su identidad. ¡¡Eso sí que no me lo esperaba!!

Pero sobre la 3a temporada tendré que escribir en otro post, porque si no este me va a quedar muy largo.


La relación entre Rose Tyler y este nuevo Doctor es diferente. ¿Quién la puede culpar? Mis preguntas sobre qué sienten el uno por el otro que me hacía yo en el post sobre la 1a temporada han quedado resueltas. Y la prueba no está tanto en cómo el Doctor nº9 se relacionaba con Rose, sino en cómo el Doctor nº10 se relacionará con Martha Jones. Pero de nuevo estoy saltando a la 3a temporada...

Volviendo a la 2a y a Rose, su familia, la historia de su padre, y el personaje de Jackie, su madre, me parecen todos puntos positivos. No soporto a Mickey, pienso que es un panoli que ve que su novia o amiga o lo que sea se marcha con ese tío y él tan contento... Pero bueno, tampoco me parece tan importante. Y aunque Jackie pueda parecer en algún momento insoportable, finalmente le coges cariño, de la misma manera que ella acaba encariñándose con el Doctor, pese a tener reservas al principio.

El final escogido para Rose fue sensiblero, lacrimógeno, romántico... pero me gustó mucho la historia del universo paralelo, la no muerte, pero sí el final. Y un Doctor enamorado es un Doctor adorable.


En conjunto, las historias que se nos cuentan en la 2a temporada han pasado la barrera de ser simplemente entretenidas y ya son algo más intenso y la prueba irrefutable es que no me he cansado y no he visto apenas otra cosa mientras he estado con ella. La 3a temporada cuenta con una tríada de episodios que son un deleite: me refiero a Human Nature, The Family of Blood y Blink. Pero centrándome en la relación entre el Doctor y su acompañante, me quedo con lo que he visto en la 2a, ya que debo reconocer que me ha parecido preciosa.

8 comentarios:

starfighter dijo...

La segunda temporada me pareció estupenda, me encantaron el dúo El planeta imposible-El pozo de Satán y el de The girl in the fireplace. Y me he hecho ultrafan de los secundarios: La cara de Boe, Cassandra... Y, por supuesto, de Tennant, que gran doctor.

Estoy acabando la tercera, me lo tomo con un poco más de calma que tú, jajaja, pero ya estoy esperando el post sobre ella.

Renaissance dijo...

La segunda temporada tiene en el principio algunos episodios bastante flojos, como el segundo de los hombres lobo, o incluso, el crossover entre los Daleks y los cybermen (me pareció un poco como si los guionistas dijeran "¡Vamos a juntar a los enemigos clásicos en un episodio! ¡seguro que eso enloquece de alegría al público!"), que, por suerte, solucionaron con una vuelta de tuerca más dramática en la que poco importaba el desfile de monstruos.

Rebeca Sánchez dijo...

El final de la segunda temporada me parece genial, lo de estoy quemando una estrella para poder despedirme de ti Rose es ... bueno que me dejó sin palabras

La familia de Rose nunca ha estado entre mis favoritas, aunk la de Martha buf era para matarlos a todos.

Noa dijo...

La 2ªT, es una delicia maravillosa, te encuentras con ese loco maravilloso que es Tennant (¿te había hablado de él? :P) y con unos capítulos que te dejan enganchada a la pantalla. Yo cuando lo vi en el capítulo de Casandra dije: pa mi pa siempre este hombre!! lo que me pude reír.
Ya sabes lo que siento por Tennant (amor total, por si hay alguien nuevo ;) ) y que Rose es mi nº1, y ese final, aunque me hizo llorar a mares (y las lágrimas mojan mucho) me gustó. La conexión que hubo entre ellos no se podía cortar así como así, era especial, es especial, y única.
Has señalado los, para mi, mejores capítulos.
Sigue disfrutando... que acabas muy prontito :(

Vanessa dijo...

STARFIGHTER, yo es que si no fuese por Tennant, no sé si me hubiese puesto con la serie... o hubiese tardado (aún) más en hacerlo. Creo que hoy acabaré la 4a... ¡¡no puedo parar, no puedo parar!! Y sigo de baja...

REINASSANCE, ese capítulo a mí también me pareció bastante raruno. Pero muy entretenido.

REBECA, la verdad es que sí, muy romántico todo (así como Pilar).

NOA: Tennant, who? ;)

minuto47 dijo...

Simplemente genial. Doctor Who la empiezas con ganas, pero en cuanto superas la barrera de la temporada 2 es un no parar...

ASi que disfruta tu maratonaza, que luego se hace mu duro eso de esperar semanas (o meses si hay cambio de temporada) entre capítulo y capítulo...

Me has dado ganas de retomarla y volverla a ver desde el principio

Mina Harker dijo...

Lo que disfruté yo de la segunda temporada... Además, el final a mí me encantó. Será todo lo ñoño que se quiera pero a mí me pareció precioso ^^.

Por cierto, lo de Martha no es la única vez que ha pasado en la serie. Por ejemplo, Karen Gillan (Amy Pond en la quinta temporada) salió en un episodio de la cuarta temporada interpretando a otro personaje (prácticamente irreconocible, eso sí).
Y también Eve Myles, que interpreta a Gwen en Torchwood (aunque no sea la misma serie, se cruzan xD) hizo de otro personaje en Doctor Who (aunque aquí tiene su gracia, porque justifican el "parecido").

PD: Lo de The Face of Boe me pilló totalmente por sorpresa ;).

Sunne dijo...

Ohhh, la chica de la chimenea es mi capítulo favorito, lo he visto 2 o 3 veces y la banda sonora que tiene es buenisimo.